Redes sociales







lunes, 5 de septiembre de 2011

Soy (VII)


#115. A pesar de ser una gran admiradora de Harry Potter, nunca soñé con recibir la carta de admisión de Hogwarts y mucho menos, ser como Harry Potter, cómo tantos niños hacían.
#116. Me gustan más los felinos que los perros. Soy muy nerviosa, y, no soporto a alguien igual de nervioso mucho tiempo, por eso, no me gustan los perros. Hay que sacarlos todos los días mínimos 3 veces, jugar con ellos, bañarlos, y todas esas cosas de perros, por eso, prefiero a los gatos, más que nada por la personalidad, además de que, los veo más bonitos, más monos y más todo.

#117. Me encantan las rodillas de las mujeres. Creo que es un fetichismo poco común, que yo poseo. Pero, los pies no me llaman mucho la atención, a no ser que lleven medias de color negro.

#118. Aunque sepa que está mal, tengo la manía de escribir examen con tilde y sitio con c.

#119. Odio que personas que no me conocen de nada me llamen tía. Cuando una persona que conozco desde hace bastante tiempo me llama tía lo soporto, lo que no soporto es que, cuando alguien te presenta a otra persona que conoces de vista esa persona te salude con un: "¡Que pasa tía!" O cuando vas a casa de alguien y te dice: "Saluda por el msn a mi prima." Y tú le respondes: "Hola, soy amiga de tú prima" y ella te dice el que pasa tía.

#120. Una vez merendé un plato de paella. Me levanté tarde y no tenía ganas de comer, así que seguí mi rutina y hice lo típico que hacía después de comer. Cuando me quise dar cuenta, eran las 6 de la tarde, y, como lo típico que hay en las casas para merendar no me gustaba, me calenté un plato de paella, que era el almuerzo de ese día.

#121. Para saber sí estoy borracha o no, digo en alto: "Energía." Sí no lo puedo pronunciar y me quedo en un ene tartamudo, es que estoy borracha. Soy capaz de pronunciar cualquier palabra menos esa.

#122. Me molesta mucho las personas que se dejan influenciar por otras. Todo el mundo hemos pasado por eso, algunos, hemos caído más veces, pero, en realidad, lo que más me molesta es las personas que influyen a otras, haciéndoles ser sus marionetas y infectando sus cerebros poco a poco.

#123. En lo largo de mi nacimiento, mi pelo cambió a tres colores. Desde que nací hasta los 2 años casi fui rubia, hasta los 4, tuve el pelo cobrizo, y desde los 5 hasta ahora, mi pelo es rubio oscuro.

1 comentario:

Dahlia dijo...

Comparto tu amor por los gatos, son maravillosamente libres e independientes.
Un abrazo.